El impacto de las redes sociales en la inspiración viajera

El impacto de las redes sociales en la inspiración viajera

Es imposible no pensar en las redes sociales como la gran revolución social de los últimos años. El poder de influencia que se ejerce dentro de ellas, en ocasiones disfrazado de contenido de entretenimiento, es, a muchos niveles, apabullante.

Si las redes sociales influyen en el día a día de 19.200 millones de usuarios (sólo en España), es crucial estar presente en ellas, no solo a nivel personal, sino profesional. Y esto incluye en gran medida a la industria del turismo.

El proceso que lleva a que una persona se anime a realizar viaje se efectúa en varias fases. En algunas de ellas las redes sociales tienen una importancia tan grande que pueden incluso hacer cambiar de opinión al usuario y convencerlo de elegir un destino u otro. Si tenemos en cuenta que el usuario promedio de redes sociales tiene 39 años, es decir, se encuentra en una etapa vital en la que puede permitirse realizar varios viajes al año; y que, además, no existe diferencia por género ya que hombres y mujeres usan las redes por igual, podemos aprovechar este canal de una manera bastante efectiva a la hora de influir en la elección del destino turístico de nuestros seguidores.

Por un lado, el llamado “boca a boca” se ha ido transformando en un nuevo concepto totalmente global. Los usuarios pueden expresar su agrado o su enfado con el destino y con los servicios de los que ha hecho uso en su estancia: restaurantes, hoteles,… en redes de importancia internacional como TripAdvisor o Yelp a millones de potenciales turistas o clientes.  Además, la capacidad de poder compartir con el resto de usuarios las experiencias en redes de contenido gráfico como Facebook e Instagram puede ser una gran ayuda a la hora de promocionar un destino de manera gratuita.

La existencia de las redes sociales conlleva también un cambio importante en lo que se refiere a las agencias de viajes. Todo esto sin llegar a acabar con ellas: siguen siendo responsables del 55% de las reservas de vuelos, 77% de cruceros y 73% de paquetes de viajes. Además están optando por actualizarse al mercado actual al ofrecer una experiencia mucho más online para el cliente. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la información que a día de hoy los potenciales viajeros obtienen directamente desde sus perfiles en redes sociales ha sustituido en gran medida a la que antaño buscaban de manera presencial.

El uso de esta nueva forma de comunicación ha supuesto también un cambio en la relación cliente y vendedor. Ahora los viajeros valoran la atención al cliente recibida de manera online: la claridad en las respuestas a las consultas, y, en muchas ocasiones, la amabilidad y la cercanía. Esto supone para el viajero el primer paso de su creación mental de la imagen de marca de la empresa con la que viaje o incluso del destino al que viaja.

El panorama turístico ha cambiado considerablemente con el uso de las redes sociales. Los turistas determinan sus planes de viaje en mucha medida basándose en las opiniones, fotografías o comentarios que hayan visto antes en la red. Los métodos tradicionales han evolucionado hacia un modelo mucho más digital y a la vez cercano con el futuro consumidor. Por ello, no estar presente en este tipo de medios es un error que, con el tiempo, hará que muchas empresas turísticas se queden a las espaldas de un modelo que, pese a ser ya parte del presente, es solo el comienzo de lo que espera al futuro del turismo mundial.

 

Por Beatriz Pérez Pérez 

@beatriceratops

Social Media Manager

Your browser is out-of-date!

Update your browser to view this website correctly.Update my browser now

×